Como es lógico, Samsung priorizó a sus buque insignia 2017 y 2018 para actualizar a Android 9.0 Pie, pero hay algunos gama intermedia de los que no se han olvidado