Hay intentos que no fructifican aunque seas la app más exitosa del momento. Es el caso de Direct, la aplicación de mensajería independiente que lanzó Instagram tiempo atrás.

La herramienta que intentó competir